Un compostador es un recipiente cerrado pero abierto en la base, de manera que cuanto introduzcamos en él estará en contacto directo con el suelo de nuestro jardín, a éste destinaremos todos esos desechos naturales que habitualmente se queman o se dejan en cualquier contenedor público o vertedero de residuos (tales como… restos de poda, de césped recién cortado, de hojarasca, de cosecha… e incluso los excrementos de los animales); dichos desechos, siempre que sean tratados como es debido, acabaran por convertirse en un abono orgánico natural excelente para ser empleado tanto en jardinería y como en agricultura al que llamamos “compost” y que, además de servirnos para abonar, nos evitará el tener que comprarlo así como también (en el caso de los profesionales) el coste de tener que llevar esos residuos al vertedero. Y todo ello además de respetar el medioambiente mediante el proceso de reciclaje.

Ir a Arriba