Las segadoras son máquinas, manuales o motorizadas, empleadas para segar  el césped en jardines, campos deportivos, etc., de forma que se obtenga una alfombra de hierba de altura uniforme; las desbrozadoras, en cambio, están destinadas a trabajos de limpieza en zonas más frondosas o forestales en que imperan los arbustos, las malas hierbas, etc. Tanto si hablamos de segadoras como de desbrozadoras, existen gran cantidad de clases dentro de cada una de estas familias que podrá consultar dentro de esta sección.

Ir a Arriba